Cosa Fina

02 enero 2007

Películas de época

Llevamos tiempo oyendo hablar de la última película de Sofía Coppola. Marie Antoinette se estrenará en nuestras pantallas este mes de enero, aunque no hace falta esperar hasta entonces para saber que es una mala película. Basta con decir que la banda sonora está compuesta por música completamente anacrónica (The Radio Dept., The Strokes, etc.). Recuerdo otra película de época que usaba grupos modernos como Queen: Destino de caballero. La recuerdo, precisamente, porque la guardo en la lista de las peores películas que he visto en mi vida. Ante este tipo de producciones, entendemos perfectamente a los que sostienen que las películas de época son malas. Nikochan era uno de ellos, hasta que le obligué a ver Las amistades peligrosas. También se rindió ante Lo que el viento se llevó, claro que por algo es una de las mejores películas de la historia del cine.

Es difícil delimitar el ámbito de las películas de época porque, en cierto modo, todas lo son. Llamamos ‘películas de época’ a todas las que se refieren a la historia europea hasta el siglo XIX. De este modo, Lo que el viento se llevó no entra en el cupo. Tampoco quedan contempladas películas sobre el oeste americano o ambientadas en la Guerra Mundial, ni los relatos fantásticos como Xena, la princesa guerrera, aunque existen obras excelentes en todos estos ámbitos. Otra película genial que no podemos considerar de época, aunque esté protagonizada por un caballero de la era medieval, es Los visitantes, ya que se desarrolla en la actualidad.

Los visitantes es una de las mejores comedias que he visto jamás, y eso que es una producción francesa. El cine francés es conocido por ser insulso, aburrido y lento. Curiosamente, los americanos hicieron un remake de Los Visitantes y el resultado fue infumable. Así, es cierto que hay muchas producciones ambientadas en el pasado que son malas, aunque el problema no tiene por qué estar en este tipo de producciones, como sostienen los que afirman que las películas de época son malas, sino en otros factores. Covington Cross es una serie ambientada en la época medieval que llegó a España de la mano de Canal+. En los Estados Unidos, la cadena ABC interrumpió su emisión y ni siquiera llegó a airear los capítulos finales de la primera temporada. Sin embargo, Covington Cross era una serie entretenida. De hecho, era como Bonanza pero ambientada en la época medieval. Relataba las aventuras cotidianas de un viudo, Sir Thomas Grey, y de sus hijos Armus, Richard, Cedric y Eleonor.

Parece que, si bien el imaginario medieval y fantástico funciona bien en la gran pantalla, en televisión no acaba de resultar. Covington Cross es sólo un ejemplo de ello. No ocurre lo mismo con las series de dibujos animados. Existe una gran cantidad de buenas producciones infantiles ambientadas en el pasado que han marcado varias generaciones. Algunos ejemplos, surgidos dentro de nuestras fronteras, son el clásico D’Artacan y los tres Mosqueperros o Sylvan.

Etiquetas: , ,

3 Comentarios:

Blogger Montse Akane dijo...

Muy bueno HEIDI :-)

Maria Amtonieta tiene pinta de ser un rollete. Yo prefiero ver Los Visitantes no nacieron ayer. ¡Cómo mola!

En cuanto a D'Artacan podias haber añadido que es coproducción española a medias con los japos , por los menos la 1ª temporada. Y Sylvan de la cutrisima hispana D'Con. ¡Buf!

4/1/07 00:39  
Blogger Surlaw dijo...

Costó mucho trabajo convencerme de que realmente se escribe mosqueteros.

4/1/07 00:42  
Blogger Vilches -XV Le Diable- dijo...

El cine francés conocido por ser lento y aburrido????

Que a ti te lo parezca no lo hace aburrido. Como si lo viera, otro que piensa que el cine de John Woo es la octava maravilla.
Ya quisiera españa (salvo Almodovar o Buñuel, claro) o américa haber dado genios como Truffau.
Lo que el viento se llevó!!! debería habérselo llevado de verdad!

3/10/08 16:04  

Publicar un comentario

<< volver